Foto: Galería de Imágenes en Flickr de Francisco J. Ardanuy “Ardius”

Según una tradición que se remonta a la Edad Media, la Virgen María acudió a Muxía en una barca de piedra para dar ánimos al Apóstol Santiago en su labor evangelizadora por estas tierras del noroeste.

La iglesia del Santuario de A Nosa Señora da Barca –s. XVII- guarda en su interior un retablo mayor barroco de gran calidad y, sobre todo, la imagen gótica del siglo XIV de A Nosa Señora da Barca, a quien se dedica el primer domingo después del día 8 de cada mes de septiembre una de las mayores romerías de Galicia.

A orillas del mar se encuentran las rocas vinculadas con este mito jacobeo: A Pedra dos Cadrís, que se identifica con la barca, A Pedra de Abalar que simboliza la vela y A Pedra do Timón -el timón. La Pedra de Abalar (de varias toneladas de peso) puede llegar a balancearse, y por eso muchos visitantes y romeros se suben a ella para intentarlo, aunque, según cuenta la leyenda, sólo podrán conseguirlo aquellos que sean limpios de corazón.

Existe una copla popular inspirada en la visita a este santuario que dice así:

Veño da Virxen da Barca

veño de abalar a pedra,

tamén veño de vos ver,

santo Cristo de Fisterra

También puede interesarte El Camino de Santiago de Finisterre a Muxía

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>